domingo, 16 de marzo de 2014

Primavera

Estos días, parece que la primavera ha venido a darnos un respiro del invierno de lluvias y ciclogénesis.
 Los naranjos en flor, adornan y perfuman las calles en el sur, las gitanillas empiezan a asomar tímidamente por los balcones y los jazmines inundan el aire del aroma dulzón de otros mundos.
Paseando por la calle, me he preguntado como a la vista de la increíble belleza de la primavera o del verano, da igual la estación, cómo ante tanta belleza, hay gente que no es feliz, que critica, que hace daño, que roba, que mata...
Alguien nos ha brindado la oportunidad de vivir en un lugar maravilloso y nos ha dado la opción de disfrutar o de no hacerlo y de dañar a los demás y hay tanta gente que vive para hacer sufrir, y haya tanta gente que vive sufriendo que es sencillamente incompresible que pasemos ante el estallido de color del mar, de la primavera en el campo, del cielo azul y puro, sin emocionarnos y sin sentir que, en realidad, está en nuestras manos ser felices, haciendo felices a los que nos rodean.

4 comentarios:

  1. La primavera ha eclosionado de una forma impetuosa, la calle está llena de gente viviendo este nacimiento.

    ResponderEliminar
  2. Después de este invierno, queremos que haga ya presencia la primavera, en el calendario sólo le faltan unos días para llegar, pero aquí en mi tierra por norma general nos quedamos sin ella, pasamos directamente del frio al calor absoluto, esperemos que este año se deje ver. Alicia, un abrazo y feliz semana

    ResponderEliminar
  3. Tienes toda la razón, siempre cuesta comprender la gente que se empeña en generar infelicidad, pero ante la belleza de la primavera, más.
    Por cierto, que como te he conocido hace muy poquito, no había pasado todavía a leer tu presentación en la pestaña de la derecha. Es preciosa, me ha encantado.
    Un beso

    ResponderEliminar
  4. Si hay algo en estos momentos que me puede dibujar una sonrisa o hacen sentir bien es precisamente la llegada de la Primavera. Así que como tu, no entiendo que mucha gente no se deje contagiar de tanto bello.

    Besos primaverales

    ResponderEliminar

Comentando que no criticando.