martes, 8 de marzo de 2016

Mi mano

Dicen que si la vida te da limones, siempre puedes pedir sal y tequila.
¡Que corra el tequila pues…!
Que son dos días, que fluya lo bueno y lo malo, que a veces pesa el cuerpo, porque pesa el alma, que hay miles de idiotas por todas partes, pero hay gente maravillosa que hace las cargas más livianas, que no es malo perderse un poco si es para encontrarse, que un abrazo o una palabra de corazón, alivian la más negra y honda pena, que el dolor y la decepción pasan, pero la buena gente, se queda.



Unos chupitos de tequilas, unas risas y unos abrazos,  y cómo decía mi Leo di Caprio enTitanic
..” Tengo todo lo que necesito aquí conmigo. Tengo aire en mis pulmones y hojas de papel en blanco.
“La vida es un don y no quiero desperdiciarla. No se sabe qué mano tendrá después. Se aprende a tomar la vida como viene.
Para hacer que cada día cuente

¿Qué más se puede pedir?, ¡Hagamos que cuente!.

3 comentarios:

Comentando que no criticando.